Tiempo de lectura: 3 minutos

Hace menos de un año, pocos creían que Alexandra Raisman lograría ser parte del competitivo equipo olímpico estadounidense. Su actuación en el Campeonato del Mundo de 2015 la posicionaron como uno de los eslabones débiles (sí es que puede haberlos) de la escuadra de las barras y las estrellas, sin embargo supo re enfocar su mente y dirigió su carrera hacia el éxito, convirtiéndose en Río en una de las gimnastas más exitosas de la historia de su país, pero para Raisman no es suficiente y es que al demostrarse que a sus 22 años está en mucho mejor forma que en su debut olímpico, ha decidido apostar por un nuevo objetivo: Tokio 2020.

Durante una entrevista con Ellen DeGeneres, Raisman confirmó la noticia y especificó que tomará un año de descanso y después volverá para comenzar su camino a los que serían sus terceros Juegos Olímpicos.

En Londres 2012 creí que estaba en mi mejor forma, pero sé que ahora estoy incluso mejor, así que me emociona saber qué puede pasar en el 2020.

En un país en el que se generan cientos de gimnastas con potencial internacional y cuyas edades suelen no sobre pasar los 18 años cuando llegan a la cúspide de su carrera deportiva, Aly Raisman está estableciendo precedente, pues son pocas quienes han decidido tomar el complicado camino de unos terceros Juegos Olímpicos, siendo únicamente Muriel Grossfeld, Linda Metheny-Mulvihill y Dominique Dawes quienes lo ha logrado; Para 2020 habrán pasado dos décadas desde la última vez que se consiguió esta hazaña.

Por supuesto el camino no será sencillo, pues ser parte del equipo de la nación potencia es una extenúan y ardua tarea, más aún cuando las reglas  de la gimnasia cambian cada ciclo olímpico y cuando se sabe que para Tokio los equipos se reducirán a cuatro integrantes, sin embargo el espacio extra para las dos especialistas amplía sus posibilidades.

Aly Raisman FX Rio 2016

¿Quiénes son las tres gimnastas estadounidenses que han conseguido llegar a tres Juegos Olímpicos?  Muriel Evelyn Grossfeld participó en los Juegos Olímpicos  1956, 1960 y 1964, mientras que Linda Metheny-Mulvihill lo hizo en 1964, 1968 y 1972, Metheny además tiene un importante peso en la historia de la gimnasia de Estados Unidos, pues fue la primera gimnasta en conseguir una final individual en una era en la que el deporte estaba prácticamente monopolizado por la Unión Soviética.

Dominique Dawes, por su parte, compitió en los Juegos Olímpicos de Barcelona 1992 donde se colgó el bronce por equipos. En Atlanta 1996, siendo parte de las “Magnificent Seven”,  dio el primer oro de la historia a Estados Unidos en la competición por equipos, mientras que en lo individual consiguiera el bronce en manos libres. Los últimos Juegos de Dawes fueron los de Sydney 200o, repitiendo la hazaña de Barcelona 92.

 

Por: Andreea Balcázar
Fuentes: NBC Olympics, Team USA